Patones de Arriba, el pequeño reino de Madrid

Seguramente no exagero cuando digo que Patones de Arriba es sin duda uno de los pueblos más pintorescos, bonitos y singulares de toda la Comunidad de Madrid.

Patones de Arriba te da la oportunidad de viajar en el tiempo ya que a menos de una hora de distancia de la capital, estaremos en un pueblo donde parece que nada ha variado durante siglos. Seguramente su enclave tan apartado y oculto han permitido que sus tradiciones, arquitectura y forma de vivir haya perdurado en el tiempo. No en vano, hasta hace no mucho solo se podía acceder a caballo o en mula.

Sobre este aparente aislamiento del resto del mundo hay una leyenda muy conocida de Patones de Arriba. Se cuenta que en el asedio por parte de los franceses en el S.XIX y la guerra de la Independencia que se desencadenó, no había afectado al pueblo. Se pensaba que debido a su situación estratégica había quedado oculto y no había sido visto por los franceses. Por eso se ha contado siempre que durante esa época establecieron su propia monarquía bajo el liderazgo de El Rey de Patones.

Patones de Arriba Hanway blog viajes mirador panorámica tejados

Patones de Arriba Hanway blog viajes hotel

Patones de Arriba Hanway blog viajes casa rueda

Patones de Arriba Hanway blog viajes iglesia

La iglesia del S. XVII es actualmente un Centro de Iniciativas Turísticas

Patones de Arriba Hanway blog viajes placa rey

Placa donde se cuanta la leyenda

Lamentablemente esta historia es totalmente falsa. Es más, según parece, existen documentos en el archivo municipal que dan cuenta de los tributos pagados a los destacamentos franceses cercanos: en concreto hay documentos que muestran el pago de una vaca y la asignación de 50 libras de carne al destacamento francés de Torrelaguna. Pero por desgracia poco más podemos saber de la historia de Patones, ya que en la Guerra Civil, se quemaron los archivos en Uceda (Guadalajara), municipio del que dependió durante siglos.

Al que sí llamaron rey los habitantes de este pueblo y por el cual se cree que viene esta leyenda fue al primer alcalde de Patones. La familia Prieto fue la primera en gobernar estas tierras. Esta familia tenía  la prerrogativa  de ser la que administraba justicia y gobernaba hereditariamente, eligiéndose para tal objeto al varón  mayor de ella, al que llamaban rey.

Patones de Arriba Hanway blog viajes lavadero

La fuente nueva y el lavadero de 1.908

Patones de Arriba Hanway blog viajes ladera montaña

Lo más pintoresco y por lo que siempre ha llamado la atención Patones de Arriba ha sido por lo singular de las contrucciones de sus casas conocida como “arquitectura negra”. Es un tipo de arquitectura popular que emplea como elemento constructivo principal la pizarra. Es una técnica empleada tradicionalmente en algunas zonas españolas como la sierra de Ayllón, entre GuadalajaraSegovia y Madrid, y la sierra de Alto Rey, en Guadalajara. El uso de este material se debe en mayor medida a que muchos de los municipios que la usaban estaban muy mal comunicados (algunos lo siguen estando) y llevar otro tipo de materiales hasta ellos era muy complicado. Seguramente sea por este encanto tan singular el motivo por el que algunos bohemios se han trasladado a vivir aquí.

Hay que agradecer que muchas de esta localidades han aprobado nuevas normas encaminadas a proteger el estilo arquitectónico propio de la arquitectura negra.

Patones de Arriba Hanway blog viajes casa en ruinas

Patones de Arriba Hanway blog viajes pueblo negro

Qué hacer

Mi consejo es que os dejéis llevar cuesta arriba y cuesta abajo por todo el pueblo. Aunque es muy pequeño, encontraréis infinidad de rincones que os harán disfrutar continuamente de vuestra entancia. El entorno que le rodea y su arquitectura te ofrece infinidad de postales para la vista. Pero además, si disponéis de tiempo suficiente, la zona te ofrece otras alternativas turísticas muy recomendables rodeadas de preciosos paisajes:

  • Senda ecológica de El Barranco. Es el camino que une Patones de Abajo con Patones de Arriba.
  • Dehesa de la Oliva. Sendero donde encontraremos por ejemplo el Pontón de la Oliva, el Canal de Cabarrús, la ermita de la Virgen de la Oliva y la Cueva del Reguerillo. Esta cueva es la más importante de la Comunidad de Madrid, tanto para los científicos como para actividades de espeleo-deportivos. Por desgracia, los años de mal uso condujeron a las autoridades al cierre de la cueva al público. 
  • Presa de El Atazar. Se encuentra a 11 kilómetros y se sitúa sobre el río Lozoya, en una zona de pizarras.

Patones de Arriba Hanway blog viajes detalle sillas

Patones de Arriba Hanway blog viajes restaurante

Restaurante El Chiscón, el primero que encontraréis al llegar a Patones de Arriba

Patones de Arriba Hanway blog viajes tejados pizarras

Dónde comer y dormir

Actualmente, el turismo es la única fuente de vida de los pocos habitantes de Patones. Muy recomendable siempre hacer reserva con tiempo para cualquier actividad. Aunque tiene variedad de alojamientos y restaurantes, los fines de semana siempre se llena y es muy poco recomendable ir a la aventura. Aunque sus restaurantes tienen una carta amplia, por norma general, su plato fuerte suele ser la carne y los productos elaborados en la zona como la miel, el queso fresco o el yogur natural de granja. Un dato importante para los que somos amantes de las buena comida tradicional: en noviembre se celebra el Mes de los Callos. Los restaurantes ofrecen un menú que incluye un entrante, un plato de callos, postre y bebida.

– Para comer, algunos de los mejores:

– Para dormir:

Hay cinco alojamientos rurales para elegir: La Fuente, El Ensueño, El Refugio, Casa Rural Patones y el que para mí es el mejor, El Tiempo Perdido. Al mando de esta casa está un burgués francés, Francís-Henry Fournier, que se enamoró de Patones de Arriba. Sus habitaciones, todas de un gran tamaño, están decoradas con muebles clásicos y obras de arte. Como detalle a tener en cuenta y que dice mucho del servicio que ofrecen, el desayuno con bollería francesa se sirve siempre en las habitaciones en cubertería de plata y vajilla de Limoge.

Patones de Arriba Hanway blog viajes puente

Patones de Arriba Hanway blog viajes

Patones de Arriba Hanway blog viajes Madrid

Los tinados y arrenes que se utilizaban para guardar el ganado

Cómo llegar

Patones de Arriba se encuentra a menos de una hora en coche desde la capital, a unos 70 kilómetros, en la cuenca del Jarama. Lo mejor es ir por la A1 hasta la salida 50 y coger el desvío hacía Torrelaguna. Es muy importante llegar pronto, ya que el pueblo está cerrado al tránsito urbano solo para sus habitantes y tendréis que dejar el vehículo en el pequeño parking que hay antes de entrar. Se llena rápidamente.

También es posible llegar en autobús desde Plaza de Castilla. Podemos coger el autobús 197 o el 193. El viaje es un poco más largo, pero en una hora y cuarto más o menos habréis llegado. Pero ojo, estos autobuses no tienen muchas salidas al día, por lo que tendréis que planificar bien la visita. Desde la parada de autobús en Patones de Abajo, hay que caminar un par de kilómetros hasta Patones de Arriba. Todo en pendiente, aviso.

Para este post he seleccionado unas cuantas fotos de las muchas que hicimos. Si os apetece ver más, las tenéis en mi perfil de Flickr.

Te invito a que sigas informado de mis viajes en mis redes sociales:


¡Pincha en la imagen y hazte con tu 5% de descuento en tu seguro de viaje!


Ver mapa más grande

3 Comments

  • Miguel dice:

    Javier, para mi gusto te has dejado en restaurantes los 2 mejores “El Lavadero de Patones” y “El Poleo”. En el primero hay que probar sus guisos de cuchara y los callos (no he comido nada tan alucinante), y en el segundo el rabo de toro sin hueso (una delicia). Te recomiendo que te pases por allí.

    Un saludo

    • Hanway dice:

      Hola de nuevo Miguel!
      Gracias de nuevo por este comentario! He estado varias veces en Patones (no vivo lejos), pero solo he comido una vez en el pueblo. Seguro que tienes razón y es una buena excusa para que vuelva a ir. Un cordial saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *